Posts Tagged 'País Vasco'

UPV… V (Universidad Para Vascos… Vascos)

eotd

Todos los días se aprenden o se descubren cosas nuevas, pero sólo las verdaderamente importantes marcan tu vida. Un día miras las dos extrañas protuberancias que se extienden bajo tu cuerpo y comprendes que las puedes utilizar para caminar. Meses antes habías descubierto otras dos protuberancias más redondas en el pecho de tu madre que se habían convertido en tu fuente de alimento.

Años más tarde, tu vida pierde sentido cuando todo en lo que creías se viene abajo. Aquellos generosos abueletes de Oriente que tenían pasta para repartir juguetes por todo el mundo pero sólo podían permitirse un “tres camellos”, resultan ser nada más que una estafa llevada a cabo por tus padres quién sabe con qué perverso motivo.

Te sobrepones y vuelves a la escuela. Continúas años y años aprendiendo gilipolleces que un día comprendes a qué estaban orientadas. Eres mayor de edad (o casi) y te toca elegir una carrera. Condicionar tanto con quién y en qué modo pasarás el próximo lustro de tu vida, (emporrarse y jugar al mus en Leioa, emporrarse y jugar al mus en San Mamés, emporrarse y jugar al mus en Sarriko…) como tu futuro, aquello por lo que tus padres te llevaron un día, sin venir a cuento, a aquella cárcel llamada colegio. Tú escoges tu carrera, y te implicas en ella, en mayor o menor medida (voy a ser un poco ingenuo en este punto) y te marcas un camino a seguir en busca de aspiraciones profesionales

Pues bien, todo esto se va a la mierda cuando, cierto día de universidad, comprendes indignado que has dedicado cuatro años de tu vida a dar de comer a una piedra. Que has sido engañado, igual que cuando tus padres te asustaban hablándote de una turbia rata que hacía negocio con tus dientes. Te creías que ibas a ser el amo de la barraca, que ibas a tener tu título y te ibas a comer el mundo, y descubres que te han dado una chimbera de gomaespuma. Que estás en el País Vasco chaval, y esta universidad no es para los españolitos. Que aquí el castellano es una puta tapadera para que no acusen de radical al sistema de educación de la Comunidad. No quisiste ver la realidad y mirar al otro lado, a los que optaron, por convicción política, amor a su tierra, o simple presión familiar, por realizar la carrera en una lengua moribunda que sólo les cerrará puertas al extranjero, pero les abrirá todas las que la UPV te cerrará a ti.

Hoy te das cuenta de que el concurso publicitario en el que habías participado por mediación de la Universidad, y estaba organizado por un periódico de una importante tirada en el País Vasco (no DEIAré cuál es), resultaba ser una gala de premios para los alumnos del modelo de euskera por haber escogido tal opción de enseñanza, obviando la bochornosa calidad creativa de muchas de las piezas escogidas por un jurado que vilipendia la palabra ‘jurado’. Tu trabajo no vale nada, eres un marginado en esta universidad. Vas a terminar la carrera y van a preferir al alumno más mediocre de la UPV en cualquier puesto de trabajo antes que a ti. Sólo porque a ti no se te pone como el árbol de Gernika cuando ves una ikurriña.

Es entonces cuando te planteas salir fuera y te preguntas: si no vale la carrera de un español en el País Vasco, ¿valdrá la carrera de un vasco en España? Eso no lo sé. Aún no.